martes, 25 de octubre de 2011

Dios es bueno,¿por qué permite el mal?

Este comic puede ayudar a centrar el problema: más que el problema del mal, es el problema de la libertad y qué hacemos los hombres con ella. 


Con palabras del Papa Juan Pablo II: 

"En cierto sentido se puede decir que frente a la libertad humana Dios ha querido hacerse «impotente». Y puede decirse asimismo que Dios está pagando por este gran don que ha concedido a un ser creado por Él «a Su imagen y semejanza» (cfr. Juan 1,26). 
Dios está siempre de parte de los que sufren. Su omnipotencia se manifiesta precisamente en el hecho de haber aceptado libremente el sufrimiento. Hubiera podido no hacerlo. Hubiera podido demostrar la propia omnipotencia incluso en el momento de la Crucifixión; de hecho, así se lo proponían: «Baja de la cruz y te creeremos» (cfr. Marcos 15,32). Pero no recogió ese desafío. El hecho de que haya permanecido sobre la cruz hasta el final, el hecho de que sobre la cruz haya podido decir como todos los que sufren: «Dios mío, Dios mío, ¿por qué me has abandonado?» (Marcos 15,34), este hecho, ha quedado en la historia del hombre como el argumento más fuerte. 
Si no hubiera existido esa agonía en la cruz, la verdad de que Dios es Amor estaría por demostrar." (del libro Cruzando el umbral de la esperanza)

El mal no existe, como explica este vídeo. En realidad es ausencia de BIEN (es decir, de Dios):

Y a pesar de todo, Dios es capaz de sacar cosas buenas de lo que parece un mal


Para que  tengas algunas ideas claras, lee y piensa un poco con ayuda de este power point:

No hay comentarios: